Facebook Twitter Google +1     Admin

Se muestran los artículos pertenecientes a Diciembre de 2013.

Sudafrica, o outro xenocidio.

Agora que morreu Mandela, o santo laico da progresia mundialista. o exemplo mais paradigmatico da propaganda do sistema, esta ben que nos lembremos dos boers, a minoria marxinada e asasinada nesta ficción do "pais do arcoiris" que e a marca que Sudafrica quere exportar.

A fonte do artigo a BBC.

Hai datos curiosos, por exemplo o cese de asasinatos de granxeiros blancos nas datas do mundial de futbol....propaganda o casualidade

 

 

El incierto futuro de los blancos en Sudáfrica

Afrikáners en Sudáfrica

Muchos blancos en Sudáfrica se encuentran en una situación de pobreza extrema.

Durante la época del apartheid, Sudáfrica sólo se preocupaba de los blancos. Pero ahora algunas de las comunidades blancas se enfrentan a un nivel de pobreza e incluso violencia que amenaza su futuro en el país.

Todos aquí, independientemente del color, aseguran que a los blancos todavía les va bien.

Controlan la economía, tienen un desproporcionado nivel de influencia en la política y los medios de comunicación, y todavía son dueños de las mejores casas y los mejores trabajos.

"Había 60.000 granjeros blancos en Sudáfrica; en 20 años ese número se ha reducido a la mitad"

Todo esto es verdad, pero solo en parte.

Si se mira un poco más se encontrará pobreza y un sentimiento de creciente vulnerabilidad.

La pregunta que he venido a responder a Sudáfrica es si los blancos tienen todavía un futuro en el país.

La respuesta, al igual que ocurre con otras cuestiones similares, es un "Sí, pero…".

Sobrevivirán los mejores

Parece que sólo determinadas partes de la comunidad blanca tienen realmente un futuro: aquellas con mejor estatus social, los que mejor se adapten.

Los blancos de clase trabajadora, la mayoría afrikáners, están sufriendo una intensa crisis. Pero es una crisis sobre la que no se lee nada en los periódicos o no se ve nada en la televisión, porque es una situación que parece despertar el pasado, un pasado que todos aquí, blancos o negros, quieren olvidar.

Según el activista político Mandla Nyaqela, esto es consecuencia del terrible nivel de brutalidad con el que se trató a la población negra bajo el apartheid.

"Está teniendo sus efectos con los blancos de hoy, aunque todavía poseen una parte totalmente desproporcionada de la riqueza del país", afirma Nyaqela.

Esto puede ser verdad. Pero la gente que está sufriendo ahora son los miembros más débiles y vulnerables del a comunidad blanca.

Blancos en la miseria

Miles de sudafricanos blancos viven en la pobreza en villas miseria cerca de la capital, Pretoria.

Ernst Roets, un líder afrikáner miembro de la organización AfriForum, me llevó a un campo de "ocupas" en las afueras de la capital del país, Pretoria. Un campo de blancos.

El campo se levantó en la propiedad de un solidario granjero blanco que se llama, de forma optimista, Sonskyn Hoekie- Esquina Soleada.

Hay autos destartalados y trozos de muebles en todas partes. Entre las chozas de madera hay pozos de basura, agua estancada donde se multiplican los mosquitos. Hay dos baños en todo el campamento.

"En Sudáfrica existe el doble de posibilidades de ser asesinado siendo un granjero blanco que un agente de policía"

Según señala Roets, hay 80 campamentos, muchos más grandes que este, sólo en la zona de Pretoria. Y en todo Sudáfrica podría haber 400.000 blancos en estas condiciones.

Sonskyn Hoekie no tiene ni agua ni electricidad. Sus habitantes viven de dos puñados de gachas de avena al día donada por voluntarios locales. No tienen seguro médico, ni plan de vida – al menos no mejor que el que tenían los que no eran blancos durante el apartheid.

"No quiero vivir en un lugar así", dice Frans de Jaeger, que antes trabajaba de obrero y que con su barba y sus pecas parece uno de los pioneros bóer, provenientes de Holanda, Alemania y Francia, que colonizaron estas tierras hace casi 200 años.

"Pero no me puedo ir", añade.

Su mujer murió repentinamente de cáncer hace algunos años, lo que le llevó a una espiral de alcohol e indigencia.

El peligro de ser blanco y granjero

Cementerio donde hay enterrados cuatro granjeros blancos que fueron recientemente asesinados.

Ser blanco y granjero es peligroso en Sudáfrica.

Los blancos poco formados tienen pocas oportunidades de conseguir un trabajo con tantos sudafricanos negros desempleados.

Pero hay otro grupo de sudafricanos blancos que ocupa un lugar más alto en la escala social, que están muy amenazados, en este caso, literalmente.

Casi cada semana la prensa local habla de asesinatos de granjeros blancos, aunque no se oye demasiado en los medios de fuera del país.

En Sudáfrica existe el doble de posibilidades de ser asesinado siendo un granjero blanco que un agente de policía, y los policías aquí tienen una vida particularmente peligrosa. Los asesinatos de granjeros son especialmente brutales.

La organización de Ernst Roets ha publicado los nombres de más de 2.000 personas que murieron en las dos últimas décadas. Hasta el momento el gobierno no ha querido convertir en prioridad la resolución y prevención de estos crímenes.

Asesinatos

En mi viaje fui a una pequeña localidad llamada Geluik, "felicidad". Hace algunas semanas pistoleros entraron en una tienda y abrieron fuego, matando a un granjero e hiriendo a uno de sus hijos y a un trabajador.

No robaron casi nada. Parece que fue un frío y deliberado asesinato. Poco después el hijo del granjero murió de las heridas.

Belinda van Nord, hija y hermana de ambos, respectivamente, cuenta lo peligroso que se ha hecho para los granjeros blancos vivir en el campo. A la policía, según ella, no le interesó demasiado el caso.

En el pequeño cementerio en el que enterraron a su padre y a su hermano hay otras dos tumbas de granjeros asesinados recientemente. El maravilloso paisaje que las rodea se ha convertido en un campo de muerte.

Hace dos décadas había 60.000 granjeros blancos en Sudáfrica; en 20 años ese número se ha reducido a la mitad.


Solsticio inverno 2013

O pasado 21 de decembro os militantes de Identidade Galega celebraron a su tradicional celebración do solsticio de inverno nun entorno natural do concello de Arteixo.

Despois da celebración acudiron a cear nun coñecido local arteixan.

Idega celebra esta festa desde a sua fundación coma unha festa lembradora do trascendente e do sagrado nestas datas, e non como un seudo nadal "laico" como pretende a esquerda que se autodenomina laica.

Desexamos a todos os militantes, simpatizantes e votantes de Idega un Feliz Solsticio o un Bo Nadal.

IDEGA




Los imanes de Xinzo y Ourense guardaban dinero negro en mezquitas

El guía espiritual limiano era uno de los supuestos líderes de la trama de falsificación de productos y el ourensano, testaferro - La operación se salda con casi un centenar de detenidos

s. de la fuente | ourense 28.12.2013 | 03:11

Xinzo era el centro logístico de una red que copiaba ropa en Portugal y distribuía en España

Xinzo de Limia (Ourense) era el centro neurálgico de la principal red de falsificación de prendas de ropa y calzado que operaba en la Península y que ha sido desmantelada en una macrooperación desarrollada de forma conjunta por las policías española y portuguesa.

Como resultado de la investigación han sido detenidas 99 personas, entre ellos los imanes de las mezquitas de Xinzo y Ourense, sospechosos de utilizar ambas sedes religiosas para ocultar dinero, cartillas bancarias y tarjetas relacionadas con la contabilidad de la organización. El guía espiritual de la villa antelana, Muhammad Nouri, es uno de los sospechosos de ser uno de los cabecillas de la red y fue detenido a finales de octubre junto con otras cinco personas, algunos miembros de su familia, y un menor al que se le atribuyen labores de vigilancia. Tras prestar declaración judicial, ingresó en prisión pero ahora se encuentra en libertad bajo fianza. Ayer fue visto en Xinzo.

La denominada operación Laika es fruto de una investigación que comenzó en septiembre de 2012 y que coincide en el tiempo con otra similar (llamada Walking) protagonizada por la Guardia Civil y que a comienzos de octubre dio por desarticulada otra banda que operaba a nivel nacional también con Xinzo como centro logístico. Como resultado de esas pesquisas resultaron detenidas 76 personas en todo el país e imputadas otras 25 por delitos contra la propiedad industrial e intelectual.

La red desmantelada ahora y de la que ayer dio cuenta el director general del Cuerpo Nacional de Policía, Ignacio Cosidó, se ha saldado con 99 detenciones y la incautación de un millón de falsificaciones en Madrid, Barcelona, Sevilla, Málaga, Alicante, Valencia y Portugal. Los investigadores calculan que la banda habría comercializado más de 235 toneladas de artículos falsos en dos años, lo que habría proporcionado a la organización criminal unos ingresos de 5,5 millones de euros en dinero negro. Parte de estas cantidades la gestionaban presuntamente los imanes de Xinzo y Ourense, que ocultaban el dinero junto a cartillas y tarjetas bancarias.

La red, compuesta principalmente por ciudadanos marroquíes y lusos, estaba asentada entre España y Portugal. Allí se ubicaban los diez talleres en los que se fabricaban las prendas de ropa y el calzado que después se distribuía por España y Francia.

La Policía Nacional informó ayer de esta macrooperación al dar por concluida la investigación. Al imán de Ourense, Azzidine Essoussi, se le atribuye la función de testaferro y fue detenido con posterioridad al de Xinzo, ya que se encontraba en Tánger. Fue a su regreso de la ciudad del Estrecho cuando la policía logró arrestarlo y, según los datos facilitados ayer, todavía no se han decretado medidas contra él.

La investigación comenzó a raíz de una inspección en un almacén del polígono Cobo Calleja de Fuenlabrada, Madrid, donde se hallaron resguardos del envío de productos falsificados en los que figuraban como remitentes dos empresas con domicilios en Xinzo. El grupo de Propiedad Intelectual de la Comisaría General de Policía Judicial puso el foco en la actividad de varios almacenes gestionados por población magrebí en Xinzo, ya que no era la primera vez que este Concello aparecía en investigaciones similares.

Los agentes concluyeron que las dos empresas que remitían artículos falsos al almacén madrileño, y otras tres dirigidas por la red, en realidad no existían, ya que no estaban dadas de alta en el Registro Mercantil. Así, y tras establecer contacto con la ASAE de Portugal, la policía pudo dibujar el modus operandi de una organización que usaba empresas ficticias para blanquear dinero. Los productos se fabricaban en Portugal y se trasladaban a Xinzo en furgonetas particulares de la familia del imán o de los fabricantes lusos.

Desde la capital limiana se distribuía a través de empresas legales de paquetería a los "delegados zonales", los hombres de confianza de los cabecillas en la mayoría de las principales ciudades españolas, donde se almacenaban en pisos y se comercializaban en tiendas o a través de los manteros. Los ingresos los depositaban en cuentas bancarias de testaferros y se retiraban en cajeros de Xinzo y alrededores.

 

Fuente La Opinion de A Coruña




Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris
Plantilla basada en el tema iDream de Templates Next