Facebook Twitter Google +1     Admin

La Montaña Magica.

 

LA MONTAÑA MAGICA

Existe cerca de Santiago un monte, más que una montaña, que es mágico, y no es el Pico Sacro.

 

Existe un pais en el golfo de Guinea , Costa de Marfil, cuya capital esta en Yamoussoukro,en el interior del país.

La capital se traslado en su día de Abidján, a este pueblo del interior por deseo de su presidente, su excelencia Felix Houphouet-Boygny, que cambió la capital de lugar porque el era de Yamoussokro...la tierra tira..

Allí se construyo un suntuoso palacio presidencial, rodeado de un foso con simpáticos cocodrilos, como en las películas.

Y además su excelencia, hombre creyente y piadoso, decidió, construir una catedral; y ¿y que mejor modelo que Roma? Debió preguntarse, así que ni corto ni perezoso levanto una replica de San Pedro del Vaticano en plena selva.

Solo un par de detalles arquitectónicos la diferencian de San Pedro:

Tiene aire acondicionado.

Es exactamente 2 metros mas grande que San Pedro.

 

Por supuesto Costa de Marfil se gasto la mitad del presupuesto del estado en esta obra que hipoteco en gran parte el futuro económico de este pobre país africano.

Si hay algo comparable en su concepción a esta desmesura lo tenemos a pocos kilómetros de Santiago de Compostela: a Cidade da Cultura de Galicia, en el monte Gaiás.

El caso de la Cidade da Cultura es ya un caso recurrente, tristemente recurrente de los últimos años de la vida política gallega.

Cada poco tiempo sale alguna "novedad" en prensa recordando esa desmesura chapucera, una de las ultimas la comparecencia del gerente de la fundación Cidade da Cultura, Franciso Carracedo, exconcejal del Bloque Nacionalista Galego de Ames, municipio lindante con Santiago, para responder a preguntas del PP en el Parlamento Galego referentes al "caso".

La comparecencia sirvió para "burlarse" de la cámara ocupando tres horas y media en consumir el tiempo sin dar los datos requeridos, por falta de tiempo.

Dedico las tres horas y media a leer literalmente parte de la información que llevaba sin pasar de la primera pregunta, rellenando los tiempos reglamentarios de las intervenciones.....el BNG siempre tan democrático.

Además la Conselleria de Cultura emitió una nota criticando a la oposición por "bloquear los servicios administrativos" por preguntar tanto.

En esta legislatura se remitió al Parlamento por parte de la Xunta un total de 262.000 fotocopias sobre la Cidade da Cultura, con un coste de 10.509 euros....se ve que no existen ni CD ni pendrive cuando se gasta dinero público.

Esta fue la ultima noticia cuando este articulo se escribe, octubre de 2008, pero vayamos al principio..

Los comienzos.

 

El 29 de Julio de 1999, en un Consello de la Xunta de Galicia presidido por Mauel Fraga, entonces gobernaba el PP en Galicia, se decide la creación de la Cidade da Cultura, en los terrenos del monte Gaias, cercanos a la ciudad de Santiago de Compostela, capital de Galicia.

Las obras durarían 36 meses y conllevaría una inversión de 108.182.172 millones de euros.

En febrero de 2001 comenzarían las obras.

Y comenzaron.

Ya en 1999 la Xunta convoca un concurso internacional de Arquitectura para realizar la Cidade da Cultura.

La idea de contar con algún arquitecto de fama y prestigio, o sea famoso, era primordial, solo dos arquitectos gallegos se presentaron al concurso, no se trataba de reflejar la arquitectura gallega contemporánea en un proyecto gallego (existe en la Universidad de A Coruña Escuela de Arquitectura desde hace muchos años) sino en algo mas mediático, mas famoso, que permitiera de paso que el dinero publico gallego se fuera de Galicia....lo de fuera siempre es mejor..

De entre los proyectos presentados finalmente se eligió el propuesto por la firma norteamericana Eisenman Architects.

LA Cidade da Cultura consistirá en un complejo de 141.800 metros cuadrados formado por museos, bibliotecas, archivos y auditorios.

Museo de Historia de Galicia e la Casa Mundo (antes llamado Edificio das Novas Tecnoloxias, Biblioteca e Hemeroteca de Galicia, Escenario Obradoiro (antes llamado Teatro da Música y un edificio dedicado a Servicios Centrales.

Pero si algo marca y define el proyecto, que lo diferencia de la catedral de San Pedro de Yamoussoukro, las Pirámides de Egipto, el Kremlin de Moscu.....o incluso el Valle de los Caidos...es que cualquiera de estas obras se construyo con un fin.

Se creo un órgano (edificio) para una función (rezar, tumba de faraón, centro de poder, etc)

En Gaiás ocurre al revés, se crea el órgano (148.000 metros cuadrados de edificios y mas de 108 millones de euros de inversión) sin definir la función, la función es algo como "cultural" , algo vago e impreciso, porque en realidad todas esas grandilocuentes y posmodernas edificaciones y museos solo sirven para duplicar instalaciones ya existentes en Galicia, y centralizar en las afueras de Santiago el duplicado de lo que ya hay.

Un ejemplo lo tenemos en el Museo do Pobo Galego, en Santiago, por un lado proyecto de museo de historia de Galicia, y por otro museo de Antropología gallega, una antigua institución siempre actual que actúa como entidad difusora e investigadora de la Identidad Gallega, a la que se le va a quitar apoyo institucional( no hay dinero para todo) para levantar un museo de Historia de Galicia a pocos kilómetros, en vez de potenciar y aprovechar lo ya existente.

Este museo esta situado desde 1963 en el antiguo convento de San Domingos de Bonaval, ejemplar destacado de la arquitectura barroca gallega.

También en este convento se halla el Panteón de Galegos Ilustres, donde reposan los restos de Rosalía de Castro, Alfredo Brañas, Asorey, Ramón Cabanillas, entre otros destacados actores de la historia de Galicia.

Y cerca del Museo do Pobo Galego, a unos metros, tenemos otro ejemplo: el CGAC.

El Centro Galego de Arte Contemporáneo, en este caso se trata de un edificio destacado de arquitectura contemporánea obra del arquitecto Alvaro Siza.

Un museo de arte contemporáneo que reduce de año en año el número de visitantes, es gratis, pero el arte contemporáneo ya se sabe...

Pero el caso es que tanto Museo do Pobo Galego, como CGAC existen físicamente y orgánicamente, y además en el propio Santiago de Compostela.

Las obras comenzadas en febrero de 2001 seguirán en medio de retrasos, polémicas con Eisenman sobre incumplimientos de contratos, pagos millonarios en personal de "confianza", "asesorías", gastos de teléfono móvil realmente alucinantes y desmanes varios... e incluso un viaje de Fraga a Nueva York para presentar la Cidade da Cultura al "mundo", que prácticamente paso desapercibido ya no en el "mundo" sino en Nueva York , (de hecho el que esto escribe estaba en esa fecha trabajando en NY y ni me entere ni lo vi en ningún medio de comunicación de la NY)para todos menos para los jefecillos de la Xunta que se dieron un viaje a la "Gran Manzana" pagados con dinero público, ya que el tema no fue lo que se dice barato.

Cambio de gobierno.

 

En 2005 el PP pierde las elecciones y una coalición PSOE-BNG pasa

a gobernar Galicia."Coalición de progreso", sobre todo porque ellos seguirían progresando gracias a la CdC.

Se decide una redefinición de usos de la Cidade da

Cultura, tan criticada por ellos en su etapa de

oposición.

La Cidade da Cultura pasa a depender del Bloque, la Conselleria de Cultura, "le toca" al BNG, en la persona de Anxela Bugallo.

En 2005 ya se había pasado de los 108 millones de euros presupuestados a los 378,5 millones de euros.

En enero de 2006 se paran las obras durante 14 meses tras un acuerdo con las empresas constructoras.

Diversas instituciones son consultadas para esta redefinición como el Museo do Pobo Galego, el Consello da Cultura Galega.

La "redefinición" supone un cambio de nombres, algunas vaguedades del tipo de "motor de promoción de Galicia en el mundo"....e imaginamos que algunas dietas mas a cobrar por quien corresponda..

Se crea la Plataforma Cidadán.

 

En agosto de 2007 parece que la sociedad civil gallega empieza a moverse después de darle un plazo razonable al nuevo gobierno PSOE-BNG para cambiar las cosas.

En ese mismo mes se presenta públicamente la Plataforma Cidadán Cultura SI Mausoleo NON.

Los fines de la Plataforma son claros y sencillos, pasamos a enumerarlos:

"Eliminación del proyecto de la Cidade da Cultura. Disolución de la Fundación CdC e no ejecución de mas obras e instalaciones que forman parte del proyecto inicial aprobado en su dia por el PP.

Anulación de los presupuestos destinados a la CdC y reconversión de todas las cantidades en conceptos de sanidad, educación y servicios sociales.

Aprovechamiento de las obra ya ejecutadas y edificios acabados para albergar todas las instalaciones de la administración autonómica en Santiago. Ahorrándose el pago de alquileres y destinando los edificios en propiedad de la Xunta a otros fines culturales y sociales para uso y disfrute de toda la ciudadanía.

Depuración de las responsabilidades penales a las que haya lugar, por parte de las autoridades de los distintos gobiernos de la Xunta, po lo que damos traslado a la Fiscalía Anticorrupción del informe del Consello de Contas (Tribunal de Cuentas de la Comunidad Autónoma) de 2004, de las denuncias aparecidas en los medios de comunicación gallegos y de las efectuadas por sindicatos.

Responsabilizamos al gobierno bipartito y a la Consellería de Cultura especialmente, de un proyecto que compromete el bienestar y la calidad de vida con unas inversiones que deberían ser utilizadas y crear bienestar y riqueza para Galicia."

Se trataba de un ataque directo tanto al anterior gobierno del PP como al actual del PSOE-BNG, en defensa de los intereses de Galicia.

En posteriores declaraciones el portavoz de la Plataforma, Xan Carlos Ansia, acuso a Anxo Quintana, Vicepresidente de la Xunta y dirigente del BNG , de realizar el "sueño de Fraga"

Asimismo denuncia la actitud del BNG para colocar a gente de su órbita en cargos de la CdC, ya que se van a crear de la nada seis cargos de directores generales...con su sueldo, dietas, coche oficial, despacho etc..; además acuso a muchos intelectuales gallegos de estar callados en este tema, ya que hay que hacer meritos para ver si los nombran directores generales....

Lo curioso es que Ansia es militante del BNG.

Finalmente el 13 de agosto de 2007 la Plataforma, a

través de Mar Peteira (por cierto dirigente del sindicato CIG afín al BNG) presenta la denuncia ante el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia.

 

A finales de agosto la Fiscalía ya empieza diligencias al apreciar indicios de criminalidad en la gestación, ejecución y gestión de la Cidade da Cultura.

El Juzgado de Instrucción n°2 de Santiago se hace cargo de la instrucción de la causa. Empieza una investigación judicial que puede durar años dada la envergadura, complejidad y tiempo transcurrido desde el inicio del proyecto.

Comisión de investigación.

Ese mismo a mes de agosto de 2007 el presidente de la Xunta, el socialista Perez Touriño anuncia la creación de una comisión de investigación parlamentaria sobre a CdC, en lo que parece ser una maniobra mediatica de imagen y distracción del gobierno gallego; nadie se va a creer que sirva para algo después de la intervención de los tribunales.

El caso es dar sensación de que hacen algo, y como todos los partidos de la comisión están implicados, pues "lavar la imagen"; y ¿cómo no? Cobrar las correspondientes dietas por asistir a la comisión.

Al mismo tiempo Manuel Fraga, expresidente de la Xunta se declara orgulloso de las obras del Gaiás en una concentración de militantes del PP de Cabanas y Pontedeume, sin comentarios.

Y siguen los favores.

En noviembre de 2007 salta otra noticia de nuevas corruptelas en el Gaiás.

Esta vez es el sindicato CCOO el que denuncia que la Xunta contrata el plan director de la gestión del Gaiás a una empresa recién creada afín al BNG.

Este nuevo capitulo en el culebrón de la CdC no tiene desperdicio.

Como informó La Voz de Galicia en su momento

 

"La Fundación Cidade da Cultura adjudicó el mes pasado a E-Cultura Net la elaboración del plan director del futuro Centro de Arte Internacional (CAI) del Gaiás, que, valorado en 244.500 euros, había salido a subasta por procedimiento restringido el 23 de julio. La beneficiaria es una sociedad anónima radicada en Mérida (Extremadura) que, según su web, dispone de delegación en Santiago, E-Burbulla, y con entidad jurídica propia. En los archivos del Registro Mercantil de A Coruña figura como constituida el 21 de mayo del 2007, solo 35 días antes de la aprobación de los pliegos reguladores del concurso para la contratación del proyecto de desarrollo del CAI, normas editadas con fecha de 25 de junio.

E-Cultura está presidida, según datos registrales depositados en Badajoz, por Félix Rufino Lozano, quien ocupa idéntico puesto en E-Burbulla. En la nómina de cargos de esta firma gallega, como consejeros delegados solidarios aparecen Francisco Javier Viéitez Cendón y Víctor Manuel Bello Cortizo. Ambos se hallan identificados en los informes mercantiles como los dos únicos administradores de una tercera compañía, Nordesía Produccións, cuya sede se emplaza también en Compostela y en la misma calle, igual edificio y planta que la de E-Burbulla.

El pasado 4 de mayo, CC.OO. había advertido de que la Consellería de Cultura, encabezada por Ánxela Bugallo (BNG), estaba «repartindo favores a empresas afíns», encargando servicios retribuidos con fondos del erario a un grupo de firmas entre las cuales citó a Nordesía, creada el 14 de febrero de 1996. E-Burbulla inició sus operaciones algo menos de tres semanas más tarde de la denuncia sindical.

Preguntando acerca de ella, en el sector cuentan dos cosas sobre Nordesía: que la mayoría de sus trabajos merecen calificación de notable, cuando no de sobresaliente, y que, en efecto, gravita en la órbita del nacionalismo. Su alma máter, Bello Cortizo, militó en los Grupos Independentistas Galegos a mediados de los 80 y recibió el indulto por insumisión en 1998.

También colaboró activamente con movimientos opositores al PP como Burla Negra, se adhirió a una plataforma contra la ilegalización de Batasuna y reclamó por escrito la libertad provisional y el traslado a Galicia para Uxío Caamaño y Xiana Rodríguez, que en julio del 2005 colocaron un artefacto explosivo en una caja de Santiago. Además, conoce a Ánxela Bugallo: en el 2006 lo llamó para integrar aquel comité de 28 sabios que debía reflexionar sobre la redefinición de usos del Gaiás.

Desde E-Burbulla, con E-Cultura, Bello afrontará la tarea que les ha encomendado la Fundación Cidade da Cultura, que dirige un ex edil del BNG en Ames, Francisco Carracedo. Como muy tarde, a principios de junio del 2008 deberán entregar al cliente una investigación que prescriba qué hacer con el CAI."

Como vemos la extrema izquierda independentista sacando tajada, como siempre.

- Suma y sigue

Entre una cosa y otra en noviembre del 2007, mas de 7 años después de empezar las obras solo se llevan edificadas la mitad de las proyectadas.

Y el coste final ya se sabe que al menos se elevará a 475,9 millones de euros.

Para hacernos una idea de las cantidades de las que hablamos con la cantidad invertida en la CdC se podrían construir en Galicia 265 escuelas de primaria, o 5 hospitales....

Para 2008 sólo los gastos de personal de la CdC suponen aumentar un 14% los gastos de la Consellería de Cultura, y eso que casi todo se subcontrata a empresas externas...

El conselleiro de economía informaba también de que en esa cifra no estaban incluidas las obras de arte de los distintos edificios, y hablamos de un Museo y un Centro de Arte Internacional entre otros.

En agosto de 2008 la conselleira de Cultura se negaba a explicar la cantidad invertida y el destino del dinero consignado para los libros de la Biblioteca Nacional de Galicia, por el momento 4,2 millones de euros.

Tampoco sabemos autores ni editoriales que se beneficiaran del "maná" público.

El propio edificio costara mas de 45 millones de euros, siendo su presupuesto original 15,4 millones, un ejemplo de la mala gestión de la CdC.

Tras la paralización de las obras durante 14 meses, la Cosellería de Cultura organizó en 2006 diversas iniciativas como encuestas, foros consultas, para determinar que hacer con la Cidade da Cultura.

La coordinación técnica de esta actividad, que bien podía haber hecho la propia consellería con sus medios, se contrato a una empresa privada, Cidadania Sociedade Cooperativa, que resumió todo lo obtenido en un informe de 9 paginas, que le costo al erario público 78.000 euros.

Ni una sola de las recomendaciones del informe, empezando por cambiar el nombre del proyecto, fue tenida en cuenta por la Xunta, cada "recomendación" nos salio a los gallegos por mas de 8500 euros.

En febrero de 2008 una iniciativa parlamentaria del PP para solicitar que el Consello de Contas fiscalice las cuentas del Gaiás, incluyendo las de la época del gobierno biparito, es bloqueado conjuntamente por PSOE y BNG.

Esto significa que hasta 2010 no habrá informe al Consello de Contas con lo que ya habran pasado las elecciones del 2009 sin "salpicar" a la "coalición de progreso".

E interviene la policia.

Es tal la complejidad técnica de esta chapuza que finalmente la juez que lleva el tema tiene que encargar, en marzo de 2008, a la Brigada de Delincuencia Económica del Cuerpo Nacional de Policía la investigación y peritación del caso.

Especialmente por el momento "aclarar si ha existido o no desvío de fondos o enriquecimiento en beneficio propio o de terceros en las negociaciones con el arquitecto Eisenmann y la Xunta de Galicia.

Agentes de policía que deberían estar dedicando su trabajo a investigar tramas mafiosas, o narcotráfico deben dedicar su tiempo a desvelar chanchullos de politiquillos y "asesores" varios.

- Cambio de dueño.

En agosto de 2008 también se decide por parte del presidente de la Xunta la creación de una fundación que sustituirá a la actual, en la que participara capital privado.

Esta nueva entidad nacerá con un capital social de 25.000.000 de euros.

Un 51% del capital social de la fundación, le corresponde a la Administración , mientras el 49% restante a un grupo de empresas privadas, que en número de 15 coordinara el ex presidente del Banco Gallego, que ya ocupo en su día la presidencia y gestión de otras fundaciones.

Esta fundación se ocuparía de gestionar las dos únicas instalaciones que podrían generar algún tipo de ingresos:

El Centro de Arte Internacional y el escenario Obradoiro.

Finalmente de las iniciales 15 empresas se pasó a 19, dos de las cuales ya se han comprometido a aportar a la nueva Fundación seis millones de euros, apenas 1,2% del coste total del proyecto.

El resto aportaran cada una un minímo de 250.000 euros....

La intervención privada desata dudas.

¿Se supone que ahora la Xunta de Galicia deberá "favores" a estas empresas?, favores que de algún modo habra de compensar..

¿O se supone que estas empresas se "evitaran problemas", del tipo que sea, fiscales, legales, etc.. por ayudar a al Xunta de Galicia en este asunto?.

El caso es que las empresas están para ganar dinero, y la Administración para defender eso que se ha llamado "bien común"; por eso es lógico que la nueva Fundación intervenga solo en las instituciones dentro de la CdC que pueden generar ingresos económicos. Sin olvidar otro ingreso mas difícilmente cuantificable como es el importe económico que supone la publicidad que implica participar en la CdC, y las desgravaciones fiscales por participar en una Fundación.

Con esta nueva Fundación todo el esquema organizativo de fundaciones creado por el BNG a través de la Conselleria de Cultura desaparece en lo que parece ser un recorte de poder al BNG en la permanente guerra interna de la coalición PSOE-BNG.

Pero las cosas no están tan claras ya que tanto la antigua Fundación CdC pública, que ahora gestiona el proyecto, como la nueva Fundación que incluye capital privado coexistiran.

La Fundación pública mantendrá la titularidad de las instalaciones.

Es decir dos entidades paralelas que se dedicaran al mismo fin, dedicándose en gran parte, el 100% una y el 51% la otra a gastar dinero público de los contribuyentes gallegos.

 

 

 

Y en octubre de 2008, en medio de este nuevo lóo organizativo la todavía Fundación controlada por le BNG confía la imagen del Gaiás a una empresa madrileña por mas de 117.000 euros al año.

Un contrato para una empresa, Infopress, que ni siquiera tiene oficina en Santiago para difundir la "imagen" de este "portento" que es la Cidade da Cultura de Galicia.

Según los adjudicadores del contrato era la opción técnicamente mejor, ...también la mas cara, la otra empresa gallega que también se presento no hizo declaración alguna al respecto.....no se sabe si para no poner en peligro posibles futuros contratos.

A fecha de hoy desconocemos si el apoyo del BNG a los presupuestos generales del Estado del gobierno socialista incluirán algún "pellizco" para la Cidade da Cultura, hasta el momento la financiación por parte del Estado habia sido nula.

La única partida presupuestaria que en su día el Estado aporto a la CdC fue indirecta, una subvención de enero de 2008 para digitalizar libros y documentos, que se supone irán a parar a la biblioteca del Gaiás.

Tampoco la Unión Europea aportó fondos para la CdC en los ocho años que lleva tragándose dinero; la financiación procede exclusivamente de la Comunidad Autónoma, y Galicia no es que se encuentre entre las comunidades ricas de España.

La otra catedral.

 

Toda obra tiene una dimensión económica, de la que en este caso de la Cidade da Cultura ya han sacado sus beneficios unos cuantos trepillas, pero también tiene una dimensión simbólica.

Las catedrales reflejaban tanto el poder espiritual como el material, y palacios y castillos el poder político y temporal.

Su función es tanto material como simbólica y produce un efecto subconsciente e histórico difícil de medir.

Todo monumento pretende superar al tiempo, ser perenne y duradero para reflejar y perpetuar así en la historia a los que los crearon.

Una mezcla de narcisismo y trascendencia.

La Cidade da Cultura de Galicia nace de un afán centralizador, se pretende centralizar la cultura gallega en un lugar, la capital de Galicia, centro del poder político de la comunidad.

Algo ilógico en una comunidad con la población dispersa en 7 ciudades y cientos de poblaciones de todo tamaño y condición.

La CdC no deja de ser un monumento con las características que reseñábamos atrás, ese podría se su fin primario, su fin de cuando se creó.

Algunos lo calificaron de "Valle de los Caidos" de Fraga.....pero en principio parece que no se pensaba convertirlo en un ilustre cementerio..como sabemos también seria duplicarlo con el Panteón de Gallegos Ilustres que esta en Compostela.......

Pero si se trataría de un grandioso monumento que reflejaría la era Fraga o la era PP a lo largo del tiempo.

Igualmente el papanatismo, tan original de los políticos en toda España, jugo su papel, el "efecto Gugenheim de Bilbao, como edificio emblemático, moderno, que sirva de dinamizador político-económico de la ciudad influyó mucho.

Aunque para la mayoría no dejara de ser un caro y enorme parque temático..pero sin tema.

De hecho el lugar es perfectamente visible, al lado de la A-6, la autopista que enlaza Ferrol-Vigo, el principal eje de comunicaciones de Galicia, en su día privatizado por el PP.

 

 

Pero el cambio de gobierno implica, aparte de seguir sacando tajada económica, los correspondientes cambios conceptuales.

Se puede decir que lo que pretende hacer la Xunta de Galicia actual, la de "progreso", es un Santiago-2.

Santiago de Compostela es una de las tres ciudades santas de la cristiandad, junto con Roma y Jerusalem (Yamoussokro por ahora no).

Fin del Camino de Santiago, oficialmente Itinerario Cultural Europeo, que cada Año Santo con la excusa del Xacobeo (el próximo en 2010) genera importantes beneficios directos e indirectos para Galicia.

Su catedral es una de las mas importantes joyas del románico mundial con el Pórtico da Gloria del Maestro Mateo.

Tumba de Santiago Apóstol, Patrón de España, el Santiago "matamoros" que ahora se oculta bajo flores por las presiones islámicas y "políticamente correctas" de los que hace siglos la saquearon.

Otros dicen que el que esta enterrado es Prisciliano,y el Camino sigue hasta Fisterra, el fin del mundo con lo cual Santiago de Compostela es ciudad sagrada para ortodoxos y heterodoxos de toda condición.

Patrimonio de la Humanidad....y capital política de Galicia.

Se puede decir que es todo un desafío simbólico a la concepción del mundo laica, o mejor dicho vacía de los actuales gobernantes, que no van mas all{a de un laicismo falso que no es mas que anticlericalismo decimonónico (cuando afortunadamente ya pasaron esos tiempos en que ser anticlerical era ser algo), mezclado con una difusa mezcla de universalismo-multiculturalismo y religión de los derechos humanos; o sea nada.

Frente a su nada esta Compostela.

 

Los progres subvencionados de salón que gobiernan Galicia se dirián:

"Pues hagamos una Compostela-2, una replica a nuestra medida, una ciudad de la cultura que refleje y difunda nuestra concepción del mundo y nuestros logros. Nuestra Cultura.

Una competencia a la Tradición y a la Identidad gallega basada en nuestras teorías fracasadas......y pagada con el dinero de los gallegos."

Una "montaña mágica" por sus "dones" para los que supieron aprovecharse.

Y una "montaña mágica" laica que pretende hacer sombra a Santiago.

Hace tiempo, en un artículo en la prensa gallega se proponía dejar todo como estaba, y no invertir ni un euro.

Dejar los edificios a medio hacer como ruinas, algo alegórico, como las falsas ruinas griegas que en época del romanticismo levantaban en sus haciendas los nobles ingleses....

Además con una función social: sería un lugar donde el botellón no molestaría a los vecinos.

Y eso en una ciudad universitaria como Santiago es algo a tener en cuenta......

Arturo Carbedo

20/02/2010 18:36 Idega Enlace permanente. sin tema


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris
Plantilla basada en el tema iDream de Templates Next